La vergüenza del hambre

Niños haciendo cola para comer

[Conchi B.]

Un día más vuelvo a ver horrorizada en las imágenes de los informativos a millares de personas en Somalia y Kenia que mueren de hambre ante la pasividad de los países más ricos, que no hacen nada para evitar este auténtico desastre humanitario. Estos países que son los más pobres del mundo debido a problemas como la sequía, la inestabilidad política, la corrupción o el fundamentalismo islámico no pueden evitar que, ante esta hambruna, miles de personas desesperadas acudan a campos de regugiados de distintas ONG.

Muchas de estas personas caminan durante semanas y noches llegando prácticamente desnudos para buscar alimentos y asistencia médica. Algunas madres cuentan cómo perdieron a sus hijos por el camino. Los pastores que vivían en tierras fértiles fueron obligados por las milicias a abandonarlas para especular por los terrenos, dejándolos en la más absoluta miseria.

Las ayudas humanitarias tardan mucho en llegar debido a las trabas administrativas y a la falta de seguridad en algunas zonas que controlan unas milicias despiadadas con sus propios compatriotas.

¿Hasta cuándo las conciencias podridas de nuestros gobernantes y políticos continuarán sin querer evitar esta tragedia en la que ya han muerto miles de personas? Todas estas muertes se podían haber evitado con la colaboración de los países del primer mundo.

Anuncios

Un comentario sobre “La vergüenza del hambre

Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: