Los sueños se hacen realidad

(De cómo se vivió el triunfo de la selección española en la final del Mundial de Sudáfrica)

[Por J. C. J.]

11 de julio de 2010. Hoy es el gran día. España es, por primera vez en su historia, finalista de un mundial de fútbol, un evento deportivo que quedará grabado en la memoria de millones de españoles y extranjeros por el buen fútbol y el juego limpio desplegado por nuestra selección.

Me encuentro en el módulo 13, denominado de respeto, cultura y deporte, y os puedo contar que en las dos galerías del módulo se ha vibrado con cánticos diversos: ‘Que viva España’, ‘A por ellos’, ‘Yo soy español’ o ‘Podemos’. Y cómo no, golpeando las puertas como si en ello nos fuera la vida y la libertad. Pero no sólo en mi módulo. En toda la prisión se escuchan los cánticos, ese sentimiento unido que hace grande a la selección española.

Desde que comenzó el mundial, en todos los partidos de España, he llevado puesto un pulsímetro para ir controlando las emociones de mi humilde corazón. Y os puedo decir que con los goles del Guaje Villa se me disparaban las pulsaciones hasta las 150 por minuto. Menos mal que tengo cerca a mi compañero de celda, Fran, por si necesito ayuda. Son las ocho y media de la tarde del 11 de julio, ha comenzado la final más deseada para tantos corazones de españoles. El mío lleva encerrado entre los muros de hormigón casi nueve años, y llorando ocho años y medio por la ausencia de mi mujer. Uno de los días más felices de mi vida fue el nacimiento de mi hija, pero lo de hoy no hay palabras para describirlo.

Llevamos 90 minutos jugados y mi corazón no baja de las 130 pulsaciones, estoy que me salgo por  los barrotes de la ventana. ¡¡¡Vamos España!!! Las puertas de las celdas se vienen abajo, los compañeros no dejan de golpearlas con cánticos de ‘A por ellos’. Minuto 116, Navas roba el balón en su campo, echa a correr por su banda como una exhalación llevándose detrás a cinco jugadores holandeses que, con muy mala intención, quieren quitarle el balón. Pero no lo consiguen. Pasa la divisoria del terreno del juego y encuentra el apoyo de Fábregas, que le devuelve el balón con una pared. Navas ve a Torres en la banda izquierda cerca del área grande, donde recibe el balón, controla, lo baja y lo pone dentro del área para que lo recoja Iniesta. Éste no llega porque un defensor holandés corta la trayectoria del balón, pero el rebote del balón le vuelve a caer a Fábregas que, con un pase magistral, se la pone al más blanquito de la selección, Don Iniesta. Lo baja, se lo coloca y rompe el balón hacia la red sin que el defensor ni el portero puedan hacer nada. ¡¡¡GOL, GOL, GOL!!! Somos CAMPEONES DEL MUNDO. Tengo el corazón a 170 pulsaciones, no tengo fuerzas ni para llorar de emoción. Mi compañero Fran y yo no dejamos de abrazarnos, de saltar y gritar. ¡¡¡VIVA ESPAÑA!!!

Iniesta, tras marcar el tanto de la victoria ante Holanda

Final del partido. Gracias chavales por hacernos campeones. Esta jugada y este partido quedarán grabados en mi retina y en mi corazón para toda la vida. Por la situación en la que me encuentro no he podido celebrar las victorias de España como Dios manda: De borrachera. Pero ya lo celebraré cuando salga. Así lo viví y así lo cuento para los lectores de La Voz del Mako.

Anuncios

10 comentarios sobre “Los sueños se hacen realidad

Agrega el tuyo

  1. Gran crónica de la final. Me queda la duda de si, con tanto golpe, se cayeron las puertas de la prisión. Enhorabuena y seguid con este interesante proyecto.

    1. Jesús, las puertas no se cayeron por los golpes, pero gracias a la “Roja” nos sentimos libres por un día. Gracias por tu comentario.
      J. C. J.

    1. Yessi, estoy en la recta final de una condena muy larga, si Dios quiere en Septiembre estaré en el C.I.S de Granada para comenzar un curso de Instalador de placas Solares. Ahora mato el tiempo en la revista como ya sabes, pero también me he sacado el titulo de socorrista y este verano lo pasaré destinado en la piscina del Centro, cogiendo bronceado para cuando salga, haber si ligo, jajaja. ¡Que está la vida muy mal!
      Espero que lo tuyo no fuera muy duro, como me dices que tú sabes lo que es esto.
      J. C. J.

  2. Gracias por el apoyo a todos los lectores de “La Voz del Mako”, porque sin vosotros este proyecto no tendría significado.
    J. C. J.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: